Assange tendrá que esperar “semanas o meses” hasta que un tribunal británico decida su extradición

Tras el segundo día de juicio, este miércoles (21) en Londres, el periodista australiano Julian Assange tendrá que esperar “semanas o meses” para recibir sentencia en relación con su solicitud de no ser extraditado a Estados Unidos, donde se le acusa de espionaje. . Dos jueces, Victoria Sharp y Jeremy Johnson, decidirán, en fecha indeterminada, si el Reino Unido entrega al fundador de WikiLeaks a Estados Unidos.

La esposa del fundador de Wikileaks, Stella Assange, se pronunció en un vídeo y criticó que el periodista continúe encarcelado, “indefinidamente, en las peores condiciones posibles en el Reino Unido”. El fundador de Wikileaks se encuentra en la prisión de alta seguridad de Belmarsh, al este de Londres, desde 2019.

“El trabajo y la motivación de Julián han sido fortalecer la democracia y que los ciudadanos tengan acceso a la información que importa para la democracia y responsabilizar a los abusadores. Son estos abusadores quienes ahora abusan del sistema legal para mantener a Julián en prisión indefinidamente, en las peores condiciones posibles en el Reino Unido”, afirmó.

Stella Assange apela al Primer Ministro de Australia, Anthony Albanese , al que considera el único político que puede resolver la situación del periodista. “Porque Australia es el aliado más importante de Estados Unidos, más importante que Israel en Medio Oriente, más importante que el Reino Unido. Australia tiene el poder de traer a Julian a casa. Anthony Albanese, más que nadie, tiene el destino de Julian en tus manos.”

La semana pasada, Stella Assange ya había advertido del riesgo para la vida que implicaba la extradición de Assange , debido a su frágil estado de salud. “Su salud se está deteriorando, física y mentalmente. Su vida corre peligro cada día que permanece en prisión y si es extraditado morirá”, afirmó en una rueda de prensa en la capital británica.

Juicio

El periodista no asistió al juicio esos dos días debido a su delicado estado de salud . Este miércoles, abogados estadounidenses argumentaron ante el tribunal británico que el pedido de extradición del periodista no tiene motivaciones políticas.

“Los cargos se basan en el Estado de derecho y en las pruebas” contra Assange, afirmó Clair Dobbin, una de las abogadas del gobierno estadounidense, ante el Tribunal Superior de Justicia de Londres. “Él publicó indiscriminadamente y a sabiendas al mundo los nombres de personas que actuaron como fuentes de información para Estados Unidos”, dijo Dobbi.

El martes (20), el abogado de Julian Assange, Edward Fitzgerald, apuntó a “motivaciones políticas” en la solicitud de extradición. “Mi cliente está siendo demandado por llevar a cabo una práctica periodística común de obtener y publicar información confidencial, información veraz e información de interés público claro e importante”.

La extradición de Assange es solicitada por los tribunales estadounidenses porque ha publicado, desde 2010, más de 700.000 documentos confidenciales sobre las actividades militares y diplomáticas de Washington, particularmente en Irak y Afganistán. De aprobarse la extradición, el australiano podría ser condenado a hasta 175 años de prisión en Estados Unidos.

El fundador de WikiLeaks fue detenido por la policía británica en 2019, tras pasar siete años confinado en la embajada de Ecuador en Londres, donde buscó refugio para evitar la extradición por cargos de agresión sexual en Suecia, que luego fueron desestimados.

La ONG Reporteros Sin Fronteras visitó al periodista en enero, en la prisión de máxima seguridad de Belmarsh, al este de Londres, donde permanece recluido desde hace casi cinco años, y afirmó el martes que Assange está enfermo y se ha roto una costilla a causa de una tos excesiva.

“Esto refuerza los riesgos para su salud física y mental que existen en las actuales condiciones de detención, que empeorarían si fuera extraditado”, afirmó la ONG.

Loading